martes, 30 de agosto de 2011

El hombre que imaginaba demasiado


"No, los personajes no están basados en personas reales a pesar de lo que muchos penseis... ¡Malditos, os creeis tan importantes que os veis reflejados en cualquier representación bidimensional que mirais! ¡Vuestro ego os puede!" Citado de "Las memorias de San Juan Rotulador", un santo monje del siglo XV que consagró su vida a iluminar códices y a la elaboración de pan.